sábado, 17 de noviembre de 2007

LA REVOLUCIÓN PINGÜÍNA III.

Después de la tole-tole que quedó en el Instituto Nacional, los pingüinitos entran con sus atados a tierra derecha, listos para cantar victoria. La Gordi no tenía armas para parar a la masa que aleteaba por la LOCE, por la Jornada Escolar Completa y porque las Munis controlan a los colegios.
Después de tres semanas, la gran cuática entra a desgastarse, los liceos bajando las tomas, y los Nicoboys que entran a chantar en seco a la Jechu, al Comandante Conejo y a toda su camada, que tenía a los papis y a los profes con diarrea durante ese tiempo. Así lo entendió la Asamblea Pingüina, que chantó las tomateras para entrar a la mesa, e integrar el Consejo Asesor, ese que tiene a 74 pericos sentados con el poto plano, dirigidos por un profe de una Universidad privada, my asesorados por la Patty Medrano.
Acabados los atados de los mateítos, los colegiales entraron a ordenar los colegios tomados para que las clases vuelvan. De esto no se salvó el Purkuyén, que terminó con las cañerías para la historia, y los auxiliares para la páipa, como Jacqueline Martínez. De los profes, la Patty Vergara retornó con el caracho muy achinado, y Dania Jorquera que quedó con la dentadura pasada a anestesia.
En Derecholandia, este pechito le comienza a declarar la guerra a los mamones en una cototuda Asamblea de Escuela, la cual sacó ronchas por todos lados. Comenzó el Referéndum, este Saiyayín que le saca la cresta a los resentidos, y la Patty Varela que termina haciéndole barra a este discípulo directo de Dania Jorquera.
Al final, ganaron los jugados por 503 votos contra 244 de los mamones, que se fueron reclamando por la legitimidad del atado. Al día siguiente, los Profes se hicieron los maracuyás haciendo clases en medio del parelé, indignando a la masa leguleya, mientras que "Guachupé" Alveal le manda consejos a "Grado 69" Omerovich para que se pongan las Duracell cada vez que la cosa se ponga brígida. Y el "Casi Casi" Nahum que tiembla, porque los "hazbunitos" casi se toman la mole, si no es porque al turqueli se le ocurrió dar plazo a los urgidos por pruebas para el sábado y para el martes.
Era cosa de marchar, sacarse los trapitos al sol y darle la zumba a la educación empobrecida de nuestra larga y angosta faja de tierra. Los pingüinitos han hecho historia como nunca, la Chile les ha prestado ropa..., y este metrosexual que termina esta trilogía histórica. Ahora, quiero ver cambios en la LOCE, y no una Jornada Escolar que deje a todo el mundo tan mal del mate, como está ocurriendo.
Publicar un comentario