miércoles, 31 de agosto de 2016

CERRILLOS SE FUE A LA MIERDA (NOVENA PARTE).


  Con "Borracho, borrachito", interpretada por Adrián y los Dados Negros, seguimos examinando la tremenda mierda que está quedando en nuestro querido y abandonado Cerrillos, que tiene dos responsables directos del descalabro que tiene a sus vecinos cortándose la yugular..., y estos dos chupasangres que se van a disputar la alcaldía son el Chanturito Aguirre y el "Pájaro Loco" Almendares.
  Una cerrillana me contó en Maipú, que un funcionariosaurio del Monumental de Cerrillos pilló al Chanturito con una cara de zombie después de zamparse una garrafa entera y, para seguir con la gozadera en una actividad, a la hora del saludo, el cufifo se la pasó agarrando el quetejedi a diestra y siniestra a un grupo de abuelitas que hicieron todo lo posible por saludarlo. Pero como bien sabemos, el vejete andaba en la ramona, se fue al litro y después se hizo el lacho con las nonitas, sin saber que el combo en el hoci le podría haber llegado por frescolín. Y esto no para aquí..., porque el rey de la mamadera larga se puso colorete, recibió un arsenal de luchitomarios en su propia caracha delante de toda la parentela y después se hizo la víctima. ¡Qué espanto!. Y el coro monumental lo canta así, así, así, así, así...

 "¡QUE SE MUERAN LOS FEOS..., QUE SE MUERAN LOS FEOS... ¡QUE SE MUERAN TODITOS, TODITOS, TODITOS, TODITOS LOS FEOS QUE SE MUERAN...!!".



  Tantos los almendaristas al peo de Carlos López y Sergio Dura, como otros sabandijas en Cerrillos, cacharon otra más de Arturito.
  Un vecino del Chanturito en la Santa Adela, que dejó las paturris en la calle haciéndole campaña hace cuatro años, aparece en el Galpón de Piloto Lazo 120 tipín dos y media de la madrugada para insultarlo por chantilly, le sacó la madre mientras su doncella lo estaba esperando en la camioneta, baja un subalterno para prestarle el manso ropero y, de puro metete, un portero que no tenía nada que ver en la zalagarda, recibió un tatequieto que lo dejó mirando estrellitas, lo que claramente denota el nerviosismo de un alcalde que anda con la bala pasá y falta que le pegue una violenta patá en los cocos al "Pájaro Loco" Almendares para dejarlo con impotencia sexual y a punto de ser castrado por asesino. Y si tanto odian al Chanturito, ¿por qué no se dieron cuenta que al "Pájaro Loco" Almendares lo agarraron a xuxadas en la feria libre de Los Presidentes??. Y el coro monumental lo canta así, así, así, así, así...

 "¡QUE SE MUERAN LOS FEOS..., QUE SE MUERAN LOS FEOS... ¡QUE SE MUERAN TODITOS, TODITOS, TODITOS, TODITOS LOS FEOS QUE SE MUERAN...!!".

Resultado de imagen para piloto lazo 120

  Y ahora, vamos a pasar la retroexcavadora a los concejalitos que se hacen los vivacetas y roban a destajo, sean de donde sean.
  Lo que pasó en Quilicura con el candidato a concejalito Fernando Sarriá, es que el pepedito andaba ofreciendo un descuento de mil piticlines por cada sabandija que se acercara para que el perla le diera las propuestas. Pero su aventurita se terminó, porque bastó una llamada desde Quilicura para que los pepeditos pegaran el grito en el cielo y le mandaran un rosario al perla por mandarse el pastelazo. Es más, no se descartan medidas duraznas en su contra y ya el Servel está con ganas de mandarlo cortina por tan deleznable hecho. ¡Toma!.
  Ese desafortunado episodio, rebota en Cerrillos, ya que el mismo Girardi le está quitando el piso a los levantados de raja de la Orfilia Castro y del Dino Belmar, porque la pitufa fue a Quilicura a emitir boletas falsas y el angustiado hizo lo mismo en Cerrillos. ¡Qué vergüenza!. Y el coro monumental lo canta así, así, así, así, así...

 "¡QUE SE MUERAN LOS FEOS..., QUE SE MUERAN LOS FEOS... ¡QUE SE MUERAN TODITOS, TODITOS, TODITOS, TODITOS LOS FEOS QUE SE MUERAN...!!".



Publicar un comentario